Blog
Ecografías durante el embarazo

Ecografías durante el embarazo. ¿Cuáles son las más importantes?

El momento en que se hace real la presencia de una vida en formación, puede ser uno de los momentos más emocionantes. Las ecografías permiten vivir ese momento tan esperado en cada etapa de desarrollo gestacional.

La llegada de un hijo trae consigo un cambio tremendo de vida. Emociones de alegría, temor, preocupación y sorpresa, se manifiestan desde el minuto en que se conoce la noticia.

Es en ese momento donde surgen las dudas sobre qué hacer, qué cuidados tener, a que médico ir y junto con eso la ansiedad por saber que la vida que se está formando crece sin problemas. Es probablemente el momento más emocionante antes del parto: el de las ecografías.

En cada una de ellas se hace patente la presencia de un ser humano. Se puede ver su imagen y escuchar sus latidos.

¿Qué es una ecografía?

La ecografía es un examen que utiliza las ondas de ultrasonido para generar una imagen, la cual logra representar de manera muy fidedigna el estado del embrión o feto. 

Es una de las evaluaciones que se utilizan con mayor frecuencia en el embarazo y para la mayoría de los padres, es parte fundamental del control prenatal.

Estas no son dañinas ni para el bebé ni para la madre por lo que se pueden realizar todas las que sean necesarias durante la gestación.

¿Cuáles son las ecografías más importantes?

Durante el embarazo, se realizan varias ecografías, pero son tres las más importantes.

Acá te presentamos cuáles son y en qué consisten

Primera ecografía.

Esta se realiza durante el primer trimestre de embarazo.

Por lo general, los médicos dan la orden para realizarse la primera ecografía a partir de la sexta semana de embarazo, ya que antes de esta es muy probable que no se pueda apreciar el embrión ni escuchar sus latidos. Este examen o Ecografía Inicial de Embarazo se realiza entre las 6 y 10 semanas y es por vía transvaginal. En estas semanas el bebé está en plena formación (embrión) y mide solo un par de milímetros. El objetivo principal de esta ecografía es confirmar el diagnóstico del embarazo, su ubicación, edad gestacional exacta o tiempo de embarazo y número de bebés (embriones).

¿Qué se mide en la primera ecografía?

Los principales objetivos de la primera ecografía son:

  • Precisar la edad del embarazo para poder predecir la probable fecha del parto.
  • Determinar si hay uno, dos o más embriones.
  • Conocer la posición en el útero.
  • Escuchar los latidos cardíacos.
  • Medir el pliegue nucal, prueba que detecta con alta efectividad casos de trisomía 21 o Síndrome de Down.
  • Comprobar la colocación y el desarrollo de la placenta.
  • Detectar anomalías, como la espina bífida
  • Medir la circulación de la placenta o del bebé.
  • Durante este examen es posible determinar el sexo fetal, con un margen de error del 10 al 15%, por lo cual será necesario su confirmación luego del cuarto mes de gestación.

¿Qué se mide en la segunda ecografía?

Segunda ecografía

Entre las semanas 18 y 22 de embarazo, todas las embarazadas deben hacerse la ecografía del segundo trimestre. Esta suele ser muy esperada, ya que ofrece mucha información sobre el estado de salud del feto. Además, esta ecografía revela con mayor certeza el sexo del bebé, siempre y cuando si su postura durante la prueba permite que lo se observe.
 Los principales objetivos de esta segunda ecografía son:

  • Observar medidas del feto para descartar retrasos en el crecimiento.
  • Detectar anomalías morfológicas o funcionales en el feto. Las principales anomalías que se detectan en esta ecografía son el labio leporino, problemas cardiacos, espina bífida, problemas de riñón.
  • Valorar el grado de bienestar fetal: mediante la observación de los movimientos respiratorios del feto, de los movimientos corporales, del flujo sanguíneo del cordón…
  • Medir la cantidad de líquido amniótico.
  • Determinar el sexo del bebé.
  • Determinar la posición del feto y la placenta.

¿Qué se mide en la tercera ecografía?

Tercera ecografía

La ecografía del tercer trimestre de embarazo es una de las últimas pruebas del embarazo. En ella se obtiene una información muy valiosa sobre la evolución del feto, enfocada, en buena medida, al momento del parto.

La ecografía del tercer trimestre se realiza alrededor de la semana 34 de embarazo.

Los principales objetivos de esta ecografía son:

  • Estimar el peso fetal aproximado para saber si éste está creciendo a un ritmo adecuado y descartar retrasos en el crecimiento.
  • Observar la posición fetal para saber cómo está colocado el feto.
  • Detectar malformaciones tardías del feto, si las hubiese.
  • Observar en qué lugar se encuentra la placenta. Valorar la función placentaria para saber si la placenta funciona correctamente.
  • Estudiar la situación del cordón umbilical. Ver si está bien ubicado. Examinar el funcionamiento de la arteria umbilical para saber si la oxigenación del feto es correcta.
  • Medir la cantidad de líquido amniótico para valorar si es el adecuado para esta fase del embarazo.
  • Valorar el perfil biofísico del feto: su frecuencia cardíaca, sus movimientos respiratorios y corporales y el tono fetal.

Cada ecografía es un momento único que hay que saber disfrutar. Son instancias donde podemos, gracias a la tecnología, apreciar y entender el milagro de la vida.

Nuestros centros de Vafamed cuentan con la más alta tecnología para entregarte un servicio de calidad para hacer de esta primera experiencia y todas las que vendrán, un momento inolvidable. No dudes en reservar tu hora ahora mismo!.